Ir al contenido principal

Charles Chaplin contra el Gran Dictador

Chales Chaplin nació un 16 de abril de 1889 en el Reino Unido. Cuando hablo de resiliencia siempre pienso en él. Un chiquillo aplastado por la extrema pobreza, la tragedia familiar y el trabajo infantil informal y, sin embargo, un talento que resistió la adversidad y que se fortaleció con ella para ser el esplendoroso actor que conocimos. He visto con deleite creo que todas sus películas y una de las que me viene a la mente en tiempos de zozobra electoral es la película "El gran dictador" (1940). En ella, casi al final hay un momento en el cual un barbero judío es confundido con el dictador Adenoid Hynkel. El barbero pronuncia un discurso intenso, emotivo, humanista contra el espíritu mismo de las dictaduras que siempre serán una abominación. Es una película genial, no dejen de verla. «Lo lamento mucho, pero no quiero ser dictador. No quiero conquistar ni gobernar a nadie. Deseo ayudar a todos, judíos, gentiles, negros y blancos… Todos nosotros queremos ayudarnos uno al otro, los seres humanos somos así, queremos vivir para la felicidad del otro; no su desgracia... No queremos odiarnos o despreciarnos uno al otro... En este mundo hay lugar para todos y la tierra es rica, y a todos puede alimentar... La vida puede ser libre y hermosa, pero hemos perdido el rumbo; la codicia ha envenenado el alma del hombre, ha dividido al mundo con barricadas de odio, nos ha sumergido en la desgracia y un baño de sangre... Hemos desarrollado la velocidad, pero nos encerramos en nosotros mismos, la maquinaria que nos da la abundancia nos ha dejado con falta de ella... Nuestra sabiduría nos ha hecho cínicos, nuestra inteligencia nos ha hecho duros y desconsiderados. Pensamos demasiado y sentimos tan poco. Más que maquinaria necesitamos humanidad; más que inteligencia, cortesía y bondad... Sin esas cualidades, la vida será violenta, y todo estará perdido... El avión y el radio nos han acercado entre nosotros; la naturaleza misma de estos inventos clama por lo bueno que hay en el hombre, clama por la fraternidad universal y la unión de las almas... Aun ahora, mi voz llega a través del mundo, millones de desdichados, hombres, mujeres y niños; victimas de un sistema que lleva al hombre a torturar y encarcelar inocentes... Para aquellos que me pueden oír, les digo: ¡No desesperen! La desgracia que nos aqueja es tan solo la muerte de la codicia, el resentimiento de hombres que temen al progreso de la especie humana; el odio del hombre pasará y los dictadores morirán, y el poder que le arrebataron al pueblo, volverá al pueblo... Y en tanto los hombres den la vida por ella, la libertad no ha de perecer... ¡Soldados, no os sometáis a las bestias! Hombres que os desprecian y esclavizan, que en nada valoran vuestras vidas y os dicen que hacer, que pensar o que sentir... y os martirizan y tratan como ganado; ! inútil carne de cañón!... No os sometáis a estos engendros, mitad hombre, mitad maquina; Con mente de maquina y corazón de maquina. Vosotros no sois maquinas, no sois ganado, ¡sois hombres! ¡Y en vuestros corazones amáis a la humanidad! No odiáis, ni vivís para el odio, el rechazo a todo lo que es natural... ¡Soldados, no peléis por la esclavitud, pelead por la libertad!... En los libros sagrados está escrito: "El reino de Dios está dentro del hombre". No un hombre, no un grupo de hombres... ¡sino en todos los hombres!... Y vosotros el pueblo, ¡vosotros tenéis el poder!, el poder de crear maquinas, el poder de crear felicidad, ¡vosotros, el pueblo, tenéis el poder de hacer está vida libre y hermosa! De hacer de esta vida, una aventura maravillosa... Entonces en nombre de la democracia, ¡ejerzamos ese poder!... ¡A unirnos todos ya! Peleemos por un mundo nuevo, un mundo decente... que le dé al hombre la oportunidad de trabajar, que os de a todos un futuro y todas las edades, seguridad... Fue prometiendo estas cosas que las bestias llegaron al poder; pero mienten, no tienen la intención de cumplir la promesa, ¡nunca lo harán! ¡los dictadores se hacen libres a ellos mismos pero esclavizan al pueblo! ¡luchemos nosotros para cumplir esa promesa! ¡luchemos para hacer al mundo libre! Para acabar con las barreras nacionales, para acabar con la codicia, el odio, la intolerancia... Peleemos por un mundo en que reine la razón; en que la ciencia y el progreso conduzcan a la felicidad de todos los hombres... ¡Soldados, en nombre de la democracia, unámonos!"

Comentarios

Entradas populares de este blog

La escuela según el diablo

Hace muchos años en algún país el diablo hizo su aparición, el traía una idea en la cabeza y trataba de convencer a la gente. Su idea era el hacer una escuela pero…¿Cómo sería esa escuela? Entonces se le ocurrió preguntar a las madres de los niños cómo era que sus hijos se comportaban y ellas empezaron a contestar con gran entusiasmo… ¡Los niños aman la naturaleza! ¡Ah… entonces los meteremos a cuartos cerrados en donde no vean ni siquiera el árbol de la esquina…! ¿Qué más les gusta? ¡Les gusta comprobar que la actividad sirve para algo! Entonces haremos de tal manera las cosas que su actividad no tenga ningún objeto - dijo el diablo. ¡Ah….! - dijo otra señora - Les gusta moverse, brincar, saltar, correr, aventar… Pues los obligaremos a estar sentados y quietos…. ¡Les gusta manejar objetos, servirse de las manos! - comentó una más. Pues que sólo manejen ideas, únicamente ideas…..¡Que no ocupen las manos! ¡Les gusta razonar! Pues que memoricen…! ¡Les gusta hablar! Que guarden silencio,…

Carlos Lissón Beingolea, padre de la geología peruana

Un 16 de mayo de 1947 fallecía en el Perú uno de los sabios más originales y esforzados que haya producido nuestra tierra. Carlos Lissón Beingolea había nacido un 17 de setiembre de 1868. Pertenece a una generación de intelectuales y científicos de la talla de Scipion LLona, Julio C. Tello y Federico Villarreal. Su niñez y juventud están impregnadas de mucha curiosidad intelectual, sobre todo en ciencias. Cuando ingresa a la Escuela Nacional de Ingenieros, decide estudiar Ingeniería de Minas y, al egresar, decide dedicarse a la docencia universitaria y a la investigación. Fueron numerosos sus aportes a la ciencia y nutridos los esfuerzos que realizó para divulgarla. En esta ruta, tenemos que llegó a fundar la Sección de Ciencias Fisicas y Geológicas que vendría a ser la Primera Escuela de Geología del Perú.

Lissón recibió muchas distinciones y reconocimiento a su obra. Llegó a ser rector de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos y dirigió La Escuela de Ingnieros de Minas. Es para …

Alfonsina Storni y Horacio Quiroga

La amistad con Quiroga fue la de un entrañable desencuentro. Eran tan diferentes los dos. Norah Lange refiere que en una de reunión a la que habían concurrido varios escritores, iniciaron el juego de las prendas. El juego consistía en que Alfonsina Storni y Horacio Quiroga besaran al mismo tiempo las caras de un reloj de cadena, sostenido por Quiroga. Este, con un movimiento rápico, escamoteó el reloj precisamente en el instante en que Alfonsina aproximaba a él sus labios, y todo terminó en un beso. La dilección de Quiroga se halla presente en varias de las cartas que escribiera entre 1919 y 1922. Alfonsina sintió un afecto muy especial por Quiroga; sin embargo, cuando Quiroga resuelve irse a Misiones en 1925, Alfonsina no se decidió a acompañarlo.
El 20 de mayo de 1935 Alfonsina fue operada de un cáncer de mama. Nunca se recuperó del todo de este mal y, a partir de su aparición, empezó en ella un progresivo enclaustramiento en su propio hogar.

En 1936 se suicida su entrañable am…